Inicio  |  Mapa de navegación « Anterior | Siguiente »         
          2. PRÓLOGO

Prólogo

"Parlamentarios por Murcia: dos siglos al servicio de una Región" es un ambicioso proyecto de la Comisión Mixta Asamblea Regional de Murcia-Real Academia Alfonso X El Sabio que finalmente ve la luz en forma de exposición.

En su afán por favorecer el conocimiento de nuestra historia parlamentaria, la Comisión decidió encargar la elaboración de una exposición de carácter eminentemente didáctico a Pascual Vera Nicolás, comisario de otra muestra, "Murcia, tierra de escritores", que, organizada asimismo al calor de la Comisión, ha sido exhibida con notable éxito en la práctica totalidad de los municipios de la Región, y dado a conocer que nuestra tierra ha sido cuna de escritores de la talla de San Isidoro, Carmen Conde, Miguel Espinosa o Pérez Reverte.

Se trataba de explicar a los ciudadanos de esta Región quiénes habían sido diputados por Murcia desde las Cortes de Cádiz a la actualidad, cómo fueron elegidos, cómo habían ejercido la función representativa, y cómo habían defendido, en fin, los intereses de nuestra Región, en el Parlamento Nacional.

El resultado de meses y meses de trabajo se ha plasmado al fin en una exposición, y se resume en este catálogo. En la información que nos brindan podemos descubrir, entre otras cuestiones, que han sido más de medio millar los parlamentarios que han trabajado por nuestra Región desde el Senado, el Congreso de los Diputados o la Asamblea Regional durante los dos últimos siglos; que la mayoría de las personalidades políticas del siglo XIX, como Cánovas del Castillo, Castelar, Espartero o Mendizábal, fueron diputados por Murcia; que los dos inventores más universales de esta Región, Isaac Peral y Juan de la Cierva, compartieron además de su afán investigador un acta de diputado, o que los llamados "paracaidistas" o "cuneros", han existido a lo largo de la historia...

Pero "Parlamentarios por Murcia: dos siglos al servicio de una Región" es algo más que una muestra; es, sobre todo, un recorrido por la historia de España que nos permite conocer las distintas etapas históricas de los dos últimos siglos a través de los sistemas electorales y las constituciones vigentes en cada una de ellas, y valorar, a partir de ese conocimiento, el período en que vivimos, el de mayor estabilidad democrática que ha disfrutado nuestro país, y la vigencia de nuestra Constitución, la más duradera, tras la de 1876. Los claroscuros del pasado nos llevan a comprobar que el derecho del pueblo a elegir a sus representantes no ha sido una constante en España. La historia demuestra asimismo de forma fehaciente que nunca hasta ahora habíamos gozado de un sistema tan genuinamente democrático como el actual. Piénsese por ejemplo en que el derecho de la mujer al voto es relativamente reciente, y que en distintas etapas históricas existió el llamado sufragio censitario, que reservaba a unos pocos el derecho a participar en un proceso electoral para elegir a sus representantes.

Y, en esta muestra, en fin, se pone de manifiesto el origen "parlamentario" de nuestra Comunidad Autónoma, esbozada inicialmente en las negociaciones mantenidas por nuestros parlamentarios nacionales, y sancionada más adelante por las Cortes Generales al aprobar el Estatuto de Autonomía, la ley orgánica que le permitió transformarse, desde los mimbres de una entidad meramente administrativa como era la provincia, en una Comunidad Autónoma, dotada de un Parlamento propio, esta Asamblea Regional, elegido por sufragio universal, y de un Gobierno, capaz de llevar directamente a la actuación política las demandas y aspiraciones de su pueblo.

Hay, pues, un cordón umbilical que une el parlamentarismo nacional y el regional, –nacido éste al calor de aquél merced a la aprobación y desarrollo del Estado de las Autonomías–, que le legitima y confiere un carácter democrático desde su gestación. Y hay muchos puntos en común entre unos y otros parlamentarios; de ahí, que, uno de los capítulos de la exposición esté dedicado a la Asamblea Regional, a esos hombres y mujeres, que, desde su constitución, han ejercido la representación parlamentaria en un parlamento nuevo, la Asamblea, y en un ámbito nuevo, el regional. Unos y otros comparten en esencia un denominador común: la cualidad de ser parlamentarios por Murcia, y persiguen un mismo objetivo: el servicio a una Región, la nuestra.

Francisco Celdrán Vidal.
Presidente de la Asamblea Regional de Murcia

« Anterior | Arriba | Siguiente »